Reseña de “La habitación del candado”

Seguimos caminando, dejando las tierras de Londres tras la lectura de La chica del tren y nos vamos al otro lado del charco, a visitar en algún lugar de los Estados Unidos el pueblo de Past Grove.

Actualmente, estoy escribiendo un libro del que todavía no puedo dar muchos detalles, y para ello, necesitaba inspirarme en un libro del género de terror. Si bien por ahora no está en mis planos escribir una historia macabra, he creído buena idea alimentarme con una pequeña dosis del mismo, sentir en mi cuerpo esa emoción que nos hace luchar, huir, o paralizarnos en el lugar esperando lo peor, con el fin de incluir algunos aspectos en mis futuros proyectos. Comenzamos.

La habitación del candado.JPG

 

Título: La habitación del candado

Autor: Juan de Haro

Género: Terror

Extensión: 382 páginas

Puedes saber más en Amazon

 

 

Sinopsis (extraída de Amazon)

“La madre de Logan muere en un accidente de tráfico, y él, aunque sobrevive, se ve obligado a postrarse para siempre en una silla de ruedas. Y la noticia que recibe por parte de su padre de pasar el verano en casa de su abuela, a quien apenas conoce, no le gusta demasiado. Sobre todo cuando es testigo del lamentable aspecto de ella y de su inflexible carácter.
Todo empeora cuando Logan la ve entrar en una extraña habitación con un candado manchado de sangre. ¿Por qué oye gritar a su abuela siempre que entra en la habitación? Su desesperada obsesión por entrar en la habitación lo conduce a toparse con un pasado atestado de dolor, un caso policial olvidado por todos que desea volver. ¿Te atreves a abrir la puerta junto a Logan?”

Mi visión sobre esta obra

Normalmente intento ser objetivo en las obras que leo, pero esta realmente me ha encantado por diversos aspectos.

Aspectos formales

El vocabulario es complejo pero para nada engorroso. Si bien las palabras utilizadas no son las habituales, el autor no las utiliza con el fin de parecer arrogante, sino con el fin de enriquecer la acción descrita. Al principio debo reconocer que me chocaba, pues el estilo es pulcro, y bien cuidado. Da la sensación de estar observando un cuadro y, tras observarlo durante un rato, te das cuenta de que el pintor ha dedicado buena parte de su tiempo en cuidar que las pinceladas sean perfectas para transmitir lo que deben transmitir.Así son las palabras de este libro. Para que me entendáis:

No es lo mismo decir:

-Te odio… – dijo en voz en baja.

Que:

-Te odio… – masculló.

En la segunda frase, puedes imaginarte al personaje hablando entre dientes, cuando en la primera, únicamente baja el tono de voz.

Pues ese es el uso de las palabras que realiza el autor. De esta manera, con menos palabras se dicen más cosas.

Aspectos narrativos

El desarrollo de la historia es fluido. Es un libro que hay que leer sin prisas, pues la trama tarda un poquito en formarse. Con esto no quiero decir para nada que haya capítulos de relleno. Al contrario. Hay capítulos que aparecen por medio, alejados del punto de vista del protagonista, Logan, que parece que no tengan nada que ver con la historia principal. No obstante, estos son necesarios para poder comprender el trasfondo de la misma, así que paciencia, porque cuando las piezas comienzan a encajar, entenderás el porqué de la buena calidad de la obra.

Luego, el aspecto que más me ha gustado y compartido al autor (sí, he tenido la decencia de enviarle un mensaje y decirle qué me ha gustado y qué no, que para eso promuevo el open feedback), es el hecho de crear un ambiente de inseguridad.

¿Recordáis que el protagonista es inválido? Pues a eso me refiero. La mayoría de relatos de terror, utiliza protagonistas que pueden correr, saltar, defenderse, pelear… Estas pelis y relatos dan miedo, pero los personajes pueden actuar. Ahora bien, ¿recordáis películas como Freddy Krueger? ¿Habéis jugado al juego de PC Five nights at Freddy’s? En el primero un asesino mata a sus víctimas en sueños, donde no pueden defenderse. En el juego de ordenador, un vigilante de seguridad tiene que defenderse de animatrónicos (muñecos robotizados para que me entendáis) que cobran vida por la noche. El vigilante no puede moverse de la sala de seguridad, y para evitar ser atacado, debe jugar con las cámaras de vigilancia para vigilar a estos seres, con una cantidad de energía limitada. Este juego se hizo popular por crear un ambiente de inseguridad constante (podéis ver el Gameplay aquí)

Pues de esta parrafada, a eso me refiero. ¿Os imagináis en una silla de rueda, en un pueblo que desconoces, mientras todo el mundo te explica de los peligros que acechan, y a los de que debes enfrentarse? Yo lo pasé realmente mal, sobre todo cuando en algún momento el protagonista se cae. ¿Cómo se defiende alguien así? Es realmente estresante cada vez que ocurre algo así, por la sensación de impotencia de no poder actuar como una persona en plenas facultades haría.

Por todos estos aspectos, la obra me ha satisfecho realmente. Espero que el autor continúe creando novelas como esta, pues es de los pocos que puedo decir que escribe por arte, y no por vender los libros como si trozos de papel se trataran. Si te gustan las novelas de suspense y de terror, este libro te gustará.

No suelo hacerlo, pero me gustaría dar mi más sincera enhorabuena al buen trabajo del autor.

 

 

 

 

Anuncios

4 pensamientos en “Reseña de “La habitación del candado”

  1. leí hace ya tiempo una novela suya… mucho ha tenido que mejorar para que me llame a leerla.
    su novela era el retrato mary rouse o algo así. tostón del quince y muy mal escrita.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s